Autor El poema
4 Novembre 2014 a 15:00

De mi casa

De mi casa

De mi casa

los duendes se fibran, omnipotentes, rastreando,
que nada hay más grandioso,
el camino la tierra señala,
en oración del fruto,
esperanza que subyace,
una cosecha extensa,
atrae los Dioses,
quienes a mano de fuentes, hayan el descanso,
colmando vides, grano, tanto,
de carnes.

De Santa Inés;
4 octubre 2014.

Switch to mobile version